ansiedad por separacion

ANSIEDAD POR SEPARACIÓN


Con la vuelta al cole es normal que  los más pequeños de la casa puedan presentar  algunos signos de ansiedad a la hora de separarse de sus padres.        ansiedad por separacion

Durante la primera infancia, el temor  a dejar a papá o mamá supone un mecanismo de protección normal frente a los peligros del entorno. Estos miedos suelen iniciarse a los 6 meses de edad, pero es entorno a los 2 años, cuando estos se intensifican. Sin embargo, cuando la ansiedad es desproporcionada o supera lo esperado para el desarrollo evolutivo del niño, puede hablarse de un trastorno de ansiedad por separación.

El trastorno de ansiedad por separación es un problema emocional caracterizado por una angustia extrema cuando un niño se encuentra lejos de sus padres.

Las principales diferencias entre este trastorno y la ansiedad normal  es como ya hemos mencionado anteriormente, la intensidad y el impedimento que puede generar a la hora de hacer actividades cotidianas.Por ejemplo, algunos niños  pueden llegar a somatizar algunos síntomas para no ir al colegio o  se ponen nerviosos al imaginar que van a estar lejos de sus padres.

¿QUÉ PODEMOS HACER PARA ALIVIAR LA ANSIEDAD DE SEPRACIÓN NORMAL EN LOS NIÑOS?

-Lo más importante es ser paciente y constante, establecer adecuadamente unos límites y sobre todo no mostrar angustia y preocupación.

-Debemos anticipar la situación, podemos explicarles unos días antes de empezar el colegio lo que van a hacer allí.

En algunos colegios y guarderías los niños pueden acudir unos días antes  de empezar el  calendario escolar  para conocer su clase, profesores y compañeros.

-Podemos dejarles cortos periodos de tiempo a cargo de otros cuidadores para fomentar la independencia del niño con respecto a sus padres y  que  aprendan que éstos se van pero que posteriormente regresan.

-A la hora de despedirnos siempre debemos hacerlo brevemente y con  alegría. Podemos inventar rituales o rutinas, esto es muy útil  ya que les ayuda a  anticipar lo que va a ocurrir después.

-Por último, debemos ser claros a la hora de explicarles cuando regresaremos, es decir, tenemos que usar expresiones que ellos puedan entender como  por ejemplo, si  les vamos a recoger a las 15:00 les diremos que llegaremos después de comer o que volveremos a la hora de la siesta.

 

 

 

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *